Cambiando las reglas del juego

Guía para cuidar
tu piel en invierno

"Chocolate caliente, calles nevadas y abrigos calentitos; estas son las alegrías del invierno. ¿Puede fallar algo en esta estación tan mágica? Pues sí, tu piel puede sentirse tirante, seca e incómoda. ""Cuando baja la temperatura, tu piel es atacada por dos frentes", explica el Dr. Michelle Henry, instructor clínico de Dermatología en Weill Medical College. "Cuando hace frío, hay más humedad en la piel que en el aire, por lo que el aire simplemente absorbe la humedad. Y cuando estás dentro de los sitios, con la calefacción, ocurre lo mismo". Adoptar tu rutina de belleza al afrontar la temporada invernal, es la manera óptima de que tu piel siga suave, cómoda y radiante durante todo el invierno. Ignorarlo puede provocar sequedad crónica, provocando inflamación y una descomposición del colágeno (¡no, gracias!).                                                   
Sigue leyendo este post para obtener consejos de expertos sobre cómo mantener suave y cómoda tu piel durante todo el invierno.
 

1. Asegúrate de que tu limpiador sea más suave.                                                                

Es típico que la piel se muestre menos grasa y más frágil en invierno. "Es importante no contribuir a la sequedad mediante el uso de un limpiador que quita la humedad adicional de la piel", explica el Dr. Henry. Cámbiate a un limpiador suave, que proporcione una limpieza completa sin secar. Uno de los limpiadores favoritos de los dermatólogos es: Liquid Facial Soap Extra-Suave elimina suavemente el maquillaje, a la vez que hidrata la piel y suaviza la irritación. ¿Un consejo? Si tu piel es muy seca, puedes retirar este limpiador con una toalla limpia, en lugar de con agua, para evitar una mayor sequedad.

2. Mantén la hidratación.                                                                                                          

Al igual que te pones muchas capas de ropa, tienes que hacer lo mismo con tu hidratación. La piel seca en invierno necesita todo el apoyo que pueda obtener y la aplicación de capas proporciona una dosis de humedad adicional muy necesaria. La capa base ideal: Moisture Surge 72-Hour Auto-replenishing Hydrator. Se necesita un enfoque múltiple para administrar una dosis importante de hidratación: la cafeína y el agua de aloe activada estimulan la circulación interna del agua de la piel, manteniendo las capas más profundas tan hidratadas como las superiores, mientras que el ácido hialurónico extrae la humedad del aire y la retiene en tu piel. Además, es una fórmula de gel ligera que se funde inmediatamente con la piel, lo que facilita la aplicación de varias capas sin sentir el rostro pegajoso. Incluso puedes aplicarlo sobre tu maquillaje para un plus de hidratación cuando tu piel lo necesite a lo largo del día.

3. Utiliza protección solar todos los días del año.                                                                                                  

"El protector solar es igual de importante en invierno que en verano. No importa si hace frío, si esta nublado, hay rayos UVA, y eso es lo que causa el daño", señala el Dr. Henry. Según la Fundación del Cáncer de Piel, la nieve refleja hasta el 80 por ciento de la luz ultravioleta del sol, lo que significa que a menudo el mismo rayo te penetra dos veces, lo que aumenta el riesgo de envejecimiento prematuro. Usa una crema hidratante durante el día con al menos un SPF 15, como la crema hidratante Smart Broad Spectrum SPF 15 Custom-Repair Moisturizer para pieles secas. Esta fórmula es totalmente libre de aceites. Y está cargada de ácido hialurónico hidratante, además de péptidos reparadores de la piel para reducir las líneas finas y ayudar a que la piel se mantenga firme.                                                                                                                                                                                                                              

4. Ilumínate con vitamina C.                                                                                                        

Podemos afirmar, que muchos de nosotros experimentamos los efectos del invierno en la piel: tez opaca y escamosa. Evítalo dándole a tu piel una dosis diaria de vitamina C, que ayuda a reducir las manchas oscuras y suaviza la piel áspera, restaurando la luminosidad natural. Mezcla dos gotas de Fresh Pressed Daily Booster con Pure Vitamin C 10% con tu crema hidratante, mañana y noche, para que tu piel luzca más brillante para compensar que los días se oscurecen con el paso del invierno.

5. Exfolia, exfolia, exfolia.                                                                                                               

Si existe un momento ideal para comenzar a exfoliarte, es el invierno, cuando las células muertas y secas se acumulan rápidamente. Exfoliándote, limpias la piel para revelar una tez más suave y más radiante. También allana el camino para una mejor absorción del producto, por lo que se recomienda aplicarlo justo antes de tu crema hidratante, tratamiento o mascarilla. Hay dos tipos de exfoliantes: los químicos, que generalmente usan ácido glicólico o salicílico y los mecánicos, que usan granos finos o exfoliantes. Ambos funcionan igual de bien; es una cuestión de sensibilidad o preferencia de la piel. Clarifying Lotion, un exfoliante líquido, combina ácido salicílico con ingredientes calmantes e hidratantes, lo que lo hace tan suave que puedes usarlo dos veces al día, todos los días.

6. Ojos hidratados.                                                                                                                                 

El aire seco del invierno absorbe la humedad de la piel. Esto es especialmente problemático para la piel delgada y frágil de alrededor de los ojos, que ya por si misma puede carecer de una hidratación adecuada. La reposición de la humedad ayudará a suavizar y rellenar el área de debajo de los ojos y reducir el aspecto de las ojeras, que pueden parecer aún más oscuras cuando la piel se deshidrata. La solución: All About Eyes Rich, un tratamiento en gel, cargado de lípidos, formulado para proporcionar la máxima hidratación al área de los ojos y reparar la barrera de humedad de la piel, para una mejor retención de humedad. Otro consejo: utiliza un desmaquillador que no seque y no estropee el contorno de los ojos.

7. Ama tus labios.                                                                                                                           

"Los labios están indefensos frente al frío del invierno porque no pueden producir aceite para protegerse y siempre están expuestos", explica el Dr. Henry. Es por eso que están constantemente secos y agrietados. Para volver a darles forma, necesitas una estrategia doble: exfoliar primero y luego rehidratar profundamente. Suavemente masajéalos con 7 Day Scrub Cream Rinse-Off Formula para eliminar la piel escamosa, luego enjuágalos o retira el producto con un pañuelo. A continuación aplica un bálsamo para los labios que tenga vaselina, que bloqueará la humedad y actuará como una barrera contra los elementos agresivos, como Pep-Start Pout Perfecting Balm. Lo puedes encontrar en varios tonos muy favorecedores. Utilízalo solo, o debajo de la barra de labios para aumentar la hidratación.                                               

  8. Ducha o baño, pero hazlo rápido.                                                                                                       

Las temperaturas frías nos hacen desear una ducha caliente, pero el agua caliente es extremadamente seca y elimina la humedad. "Siempre les digo a mis pacientes, que la ducha en invierno no es el momento de perderse en sus pensamientos", dice el Dr. Henry. Recomienda usar agua tibia y ducharse durante 10 minutos como máximo (5 es incluso mejor). Si te bañas, añade un aceite hidratante o crema y trata de mantener el tiempo de remojo al mínimo.

9. Embadurna tu cuerpo en crema hidratante                                                                   

Después de ducharte o bañarte, aplícate una rica loción para el cuerpo mientras tu piel todavía está ligeramente húmeda. Deep Comfort Body Butter es un milagro para las pieles secas, irritadas e inflamadas, incluso con eccemas. Los ingredientes clave: glicerina, ácido hialurónico, manteca de karité y vitamina E.                                                                                                       

10. Sobredosis de H2O.                                                                                                                          

"En invierno, no sentimos tanto calor ni sudamos tanto como en otras estaciones del año, por lo que nos sentimos menos sedientos", dice el Dr. Henry. Como resultado, tendemos a beber menos agua (y probablemente más alcohol durante todas las fiestas). Por lo que es posible que tu cuerpo no te indique que debes beber más agua. Pero tu piel es el órgano más grande y tus células necesitan hidratación para funcionar a plena capacidad.

Fotografía: Saria Atiye | Texto: Julie Redfern | Peluquería y maquillaje: Lizzie Arneson | Estilismo: Erin Lark Grey